07 septiembre, 2005

El sofá





Lo difícil es dar el alma. Te lo voy a explicar.
De rodillas en el brazo, como una gata en celo, te apoderas del sofá.
La frente, clavada en el cojín central,
tus manos sudorosas se sujetan donde pueden,
no es cuestión de perder el equilibrio.
Has aprendido a navegar.
Las rodillas, separadas con intención, me lo vas a regalar.
Adivinas que mi rostro se acerca lentamente, quieres más.
Con las yemas de mis dedos separo dulcemente tus nalgas,
para que la luz de mis ojos ilumine tus rincones más ocultos.
La cercanía, me permite conocer la fragancia de tus hormonas,
liberadas desde tus entrañas.
Hay humedad.
Lo difícil es dar el alma. También la quiero devorar.
Mi lengua tímida e indecisa, no sabe por donde iniciar su largo recorrido.
Hay tanto por explorar.
Tus ligeros movimientos oscilantes la encantan como a una serpiente,
aturdida por el banquete que se le avecina.
La saliva inunda mi boca y se asocia con tus fluidos.
Te empiezo a saborear.
Tus gemidos inundan la estancia, me gusta este sofá.
Lo difícil es dar el alma. Te la tendré que arrebatar.
Cada vez que tome un café en el Muebles Navarro,
no podré evitar...recordar aquella tarde.
.
Policaricus, Septiembre 2005
Nu couché de dos . Amedeo Modigliani

1 Comments:

Blogger Pecado said...

lo dificil es dar el alma...lo dificil es aceptar el alma....quien pudiera acomodarse en ese sofa..si la compañia es tan deliciosamente pecaminosa

miércoles, 14 diciembre, 2005  

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un enlace

<< Home

  • Lucia
  • Perra Pelirroja
  • Calma
  • Elisabeta
  • Darilea
  • dopel-dobel
  • Ternura Porno
  • dadanoias
  • Motel de Moka
  • Amaranda
  • Freyja
  • Ella y su orgía
  • Elvira
  • Teresa
  • Valeria
  • Catira
  • Un hombre libre
  • Yo misma